Una máquina, llegada de París con un fonógrafo el 18 de Enero de 1908, proyectó inmediatamente las primeras imágenes en movimiento que se vieron en el colegio salesiano. La llegada del sonoro sería el 23 de Noviembre de 1941.

En el verano de 1949 , se destinó a salón de actos parte de la planta baja de una de las construcciones dedicada hasta entonces a capilla interna, y que estaba situada donde actualmente está la calle Venezuela. Un pequeño salón de actos con sillas de madera para uso interno al que se accedía desde el gran patio de tierra. En la madrugada del domingo, 23 de Julio de 1963, a las seis de la mañana, un incendio de causas desconocidas, acabó con el edificio, y con el, el teatro.

Aquel lamentable acontecimiento, fue el principio de la renovación de la Casa. Porque poco tiempo después, y siguiendo los planes de urbanización de la zona, el Ayuntamiento expropió los terrenos del patio interior, la huerta y su pequeña granja y el campo de baloncesto. Por allí debía pasar la calle Venezuela. Se debía nivelar la nueva vía urbana, el patio quedó 15 metros por debajo de ella. Esto obligó a contener el desnivel con el actual enorme muro de hormigón. Se puede decir que el primer teatro esta debajo de ese muro.

 

Tras el incendio se reconstruyeron las partes afectadas del colegio ahora más pequeño, y donde actualmente está el polideportivo de baloncesto se albergaba el  teatro, ahora también cine , un local para aproximadamente 500 personas divididas en patio de butacas y anfiteatro. El 28 de Enero de 1968 comienza este nuevo Cine Salesianos su andadura, esta vez abierto al público de la ciudad, en aquella ocasión se proyectó "Los cuatro Hijos de Katie Elder" y la entrada fue gratuita, así como la de los tres días posteriores en los que se proyectó "Los hijos del Capitán Grant", "La Corona Encantada" y "Siete contra todos". Para este nuevo local se compró un nuevo proyector, un OSSA VI-C, que se unió al antiguo GUMOND.

Este Cine proyecto su última película el 24 de Abril de 1977, "Furia Oriental". Se procedía a la demolición del edificio para la construcción del nuevo Colegio, ocho plantas que albergarían BUP, COU, Centro Juvenil, residencia de la Comunidad Salesiana y como no, un nuevo y capaz teatro-cine.

 

El 7 de Diciembre de 1978 se abren las puertas de este gran Cine, 820 localidades en el patio de butacas, anfiteatro de 150 localidades y un palco para invitados de 25 localidades. Se proyecta "Locos del Oro negro", y el precio de la entrada es de 25, 30 y 40 pesetas. Este gran Cine Teatro ha dado cabida a muchísimos festivales de teatro, rock, folk, cine, etc. Por aquí pasaron Milladoiro, Amancio Prada, Gwendal, Maria del Mar Bonet, Luis Llach, y otros muchos, así como la mayoría de colegios vigueses que celebran sus festivales de fin de curso; otras veces son empresarios o asociaciones de todo tipo quienes se reúnen u organizan conferencias. Pero su fuerte fue siempre el cine de fin de semana; el Cine Salesianos aparece todos los días en la cartelera de Vigo junto a los demás cines de la ciudad, aunque de lunes a viernes señala "sin espectáculo". Solo los fines de semana recuerda la película que se proyecta. Cuando a mediados de los 80 los videos comenzaron a invadir los hogares se notó el descenso de la clientela, aquí y en todos los cines, posteriormente se fue recuperando, hasta la fecha, que está otra vez en alza.

 

En el año 1998 se procedió a una de las reformas importantes, desde su inauguración poco se había hecho, en esta ocasión se amplió el escenario dos metros de fondo y se equipó en iluminación y sonido para los festivales y teatro. También se instaló el DOLBY SR para el cine y una pantalla nueva de 12m x 6m.

 

En el verano del 2001 se inician las obras de una gran remodelación del local: El esperado cambio de butacas, 572 butacas, (se sustituyen las anteriores de plástico por unas  modernas de cine), una nueva decoración de sala, un remozado y moderno hall, servicios higiénicos nuevos y accesibilidad para minusválidos.

 

En Septiembre de 2014 nos actualizamos al "obligado" Cine DIGITAL, garantizando de esta forma la continuidad de las proyecciones comerciales. Se sustituye uno de los antiguos proyectores de 35 mm por un moderno proyector digital Christie.

Y preparados para seguir con la historia...

.